Rentabilidad de tu negocio
marzo 30, 2017
Valores no negociables.
abril 13, 2017

Responsabilidad y negocios

 

Cuando hablamos de negocios podemos y debemos  hablar de valores. Porque los negocios se hacen entre personas y lo que diferencia a las personas de cualquier otra especie viva, es su capacidad de pensar, relacionarse y responder satisfactoriamente a las diferentes situaciones de la vida. Por ello hoy vamos a hablar de responsabilidad. Hacer negocios con gente irresponsable es tremendamente peligroso para nuestro bolsillo, salud mental y emocional.

Empecemos por definir la palabra responsabilidad: “se considera una cualidad y un valor del ser humano que está ligado al cumplimiento de las obligaciones, o el cuidado al tomar decisiones o realizar algo.” (www.significados.com).

Los valores generalmente se inculcan a las personas desde el hogar, con el ejemplo y la constancia de un comportamiento. Lo que nos lleva a pensar que es difícil que teniendo una persona características de irresponsable  en su personalidad ésta pueda cambiar de la noche a la mañana por un interés particular. El hombre puede sin duda alguna cambiar actitudes, incorporar valores a su vida, mejorar costumbres, adquirir hábitos, porque su cerebro es tan poderoso que con una fuerte determinación podrá hacer lo que se proponga.

Sin embargo, nosotros gente de negocios, debemos procurar relacionarnos con personas que ya tengan esas cualidades  desarrolladas desde su infancia o adquiridas ya en su adultez. Mientras se está en el proceso puede ocurrir cualquier cosa.

¿Cómo escoger a nuestro equipo de trabajo?.

Nuestro equipo de trabajo esta conformado por todos aquellos que influyen en la calidad y resultado de todo lo que ofrecemos a nuestros clientes. Desde el mensajero o el que acondiciona nuestras oficinas hasta cada uno de nuestros gerentes.

Ellos tienen a su cargo operaciones y responsabilidades importantes que hacen de nuestro negocio el mejor o el peor.

Cuando inauguramos nuestro blog de Carpas portátiles comenzamos hablando y compartiendo sobre pensamientos positivos, cómo generarlos y cuáles eran sus efectos. Ellos nos ayudan a crear el entorno que deseamos pero, debemos sumar a nuestra actitud positiva una cuota de responsabilidad y prudencia que nos permita salir airosos.

La sugerencia respetuosa de hoy: prueba en cosas pequeñas a las personas en las que deseas confiar alguna parte de tu preciada empresa y poco a poco los irás conociendo y enterándote de hasta dónde pueden trabajar en conjunto.

En la palabra de Dios hay dos versículos que nos pueden ilustrar la actitud correcta a la hora de elegir el equipo de personas que nos acompaña:

– “…sed, pues, prudentes como serpientes, y sencillos como palomas.” Mateo 10:16

-“Y su señor le dijo: Bien, buen siervo y fiel; sobre poco has sido fiel, sobre mucho te pondré… “ Mateo 25:21

Para nuestro próximo post seguiremos hablando de valores y su relación con los negocios.

Esperamos tus comentarios. Tus propuestas siempre serán bienvenidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *